Iniciación musical

Iniciación musical

Iniciación musical

Las clases de Iniciación Musical y Preparatorio están dirigidas a los alumnos de entre 3 y 7 años de edad. En ellas se pretende desarrollar todas las capacidades expresivas, musicales, intelectuales y motrices que permitirán al niño dedicarse al aprendizaje del instrumento musical, el canto u otra actividad musical o artística en general. En las clases de Iniciación Musical y Preparatorio se hace posible que los niños se impregnen de la materia prima de la música que es el sonido, que lo descubran, exploren, manipulen, conozcan e incluso lo crean, que sientan la música en su cuerpo, se expresen a través de ella y que la música sea una parte integral de ellos mismos.

Para ello recurriremos a vías de expresión que tengamos en nuestro alcance desde los sonidos que nos rodean, la danza infantil, el gestoel cuerpo como instrumento, los instrumentos de pequeña percusión y los que ellos mismos construyan, los metalófonos, la voz con todas sus posibilidades, las imágenes, la plástica y el color, el movimiento.

Sentir, expresar y crear son las palabras claves de la metodología que se aplica en las clases que son lo más lúdicas posible porque el juego en estas edades es una parte básica de cualquier aprendizaje que trasciende a todos los niveles de sus vidas. Se plantea las clases como un puro juego y a través de él los niños desarrollan sus habilidades, aprenden a utilizar sus músculos, desarrollan el dominio de su cuerpo, lo que será imprescindible para la práctica instrumental. A través del juego los niños descubren el mundo, se descubren a sí mismos y, lo que es más importante, van madurando.

Estas clases están divididas en 4 niveles:

  • INICIACIÓN 3 AÑOS: Dirigido a los alumnos de 3 años. Consta de una clase semanal de 45 min.
  • INICIACIÓN 4 Y 5 AÑOS: Dirigido a los alumnos de 4 y 5 años. Consta de dos clases semanales de 45 min. cada una.
  • INICIACIÓN 6 AÑOS: Dirigido a los alumnos de 6 años (y 5 años si han superado el nivel anterior). Consta de dos clases semanales de 45 min. cada una.
  • PREPARATORIO: Dirigido a los alumnos de 7 años (y 6 si han superado el nivel anterior). Consta de dos horas semanales.

(Para más información de los horarios se puede consultar la tabla HORARIOS)

Áreas de trabajo

El Movimiento como medio de expresión y sensibilización motriz, visual y auditiva para conocer el propio cuerpo, desarrollar la seguridad rítmica, el sentido del espacio temporal, sentido de la dinámica y favorecer las relaciones con otros compañeros y con el grupo.

La voz:

  • Se canta un amplio repertorio de canciones infantiles.
  • Se recita rítmicamente versos y trabalenguas.
  • Se escenifica cuentos e historias infantiles.
  • Se descubre las posibilidades de la voz como un instrumento.

Fuentes Sonoras

Esta área se trabaja a través de materiales diversos, objetos e instrumentos para descubrir, reconocer y diferenciar las distintas cualidades del sonido y su relación con los materiales que lo producen, el tamaño de los mismos y la forma de tocarlos. Sirve también para desarrollar las capacidades motrices necesarias para su utilización.

Grafías no convencionales de los parámetros referidos a las cualidades del sonido:

  • Duración
  • Intensidad
  • Altura
  • Timbre

La Audición

Desarrollo de la percepción auditiva y del pensamiento musical a través de:

  • Reconocimiento de distancias interválicas grandes o pequeñas.
  • Observación del movimiento sonoro (sube, baja, se mantiene)
  • Audiciones de las piezas musicales libres o de ordenación formal sencilla como: imitación, pregunta-respuesta, variación.
  • Audición de los cuentos musicales relacionados con el temario del aula como por ejemplo: «La historia del Plim y Plom».
  • Audición de los distintos timbres de los instrumentos musicales y otras fuentes sonoras.
  • Audición de los sonidos largos y cortos, agudos y graves, fuertes y suaves.

Preparatorio

Además de las áreas de trabajo mencionadas anteriormente, el curso Preparatorio (6-7 años) pretende desarrollar los siguientes puntos:

  • El solfeo memorizado
  • Escritura de las notas ( una octava en la clave de Sol y una en la clave de Fa)
  • Reconocimiento de las figuras rítmicas (redonda, blanca, negra, corchea) y sus respectivos silencios.
  • Pequeños dictados melódicos y rítmicos
  • Realización de los acompañamientos rítmicos y melódicos en forma de ostinato o imitación.
  • Canto de los cánones a 2 voces
  • Improvisaciones rítmicas y melódicas
  • Desarrollo de la memoria musical.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*